viernes, 21 de octubre de 2011

MANTON DE MANILA.

Pero de verdad.. . vamos. . de los que se trajeron de la guerra de Filipinas, que todavía quedan.
Me los traen casi para darles los últimos auxilios, y queriendo que los remoce . . . "lo que pueda,... lo que ud pueda". .me dicen.  Están guardados durante muchos años, y la solución para ellos . . pues . .  casi que no la tiene.
En un último intento , porque sigan viviendo un poquito más, los restauro y a veces la dueña los enmarca y los pone en una pared, y a veces, como en este caso, servirá de colcha. El problema es que como la tela está tan repasada, solo con el hilo de coserlo, se desgarra. A este, le pondré por detrás una seda del tamaño del mantón y habrá que zurcirlo todos los rotos, para sujetar minuciosamente por detrás.
Bueno. .  mucha dosis de paciencia y seguro que será utilizado por su dueña , como colcha , para esta cama tan antigua y tan preciosa  que veis.
Besos.   Floren

3 comentarios:

  1. Eres asombrosa Floren!
    Valiosa esta faena que tiene tela marinera (nunca mejor dicho) de trabajo.
    Muchos abrazos!!

    ResponderEliminar
  2. menuda complicación !!!
    no sé si conoces un detalle sobre los mantones de Manila y es que en realidad no se traían por su belleza o calidad ,en un principio servían para envolver la porcelana que se importaba desde allí ,para algo tan corriente como es el evitar que se rompiera esa mercancía tan valiosisima

    ResponderEliminar
  3. madre mia que cosa tan bonita me gusta mucho el tono del manton,una amiga mia tiene uno tambien que necesita auxilio mandame un correo y me dices como te lo podria hacer llegar a este su suegra cuando empezo a perder al cabez le metio las tijeras y tiene desgarros pero es tan bonito que ella mo lo tira lo tiene gurdado pero claro como ella dice una cosa tan bonita y no poder lucirla nunca,besitos floren.

    ResponderEliminar